¿Su nevera hace ruido? Es normal que este electrodoméstico lo haga debido a su funcionamiento, el cual se centra en mantener una temperatura óptima para conservar los alimentos.

Aunque esto no quiere decir que todos los ruidos sean buenos, si nuestra nevera hace un ruido extraño pueden ser malas noticias.

En el artículo de hoy, evaluaremos las diferentes clases de ruidos y daremos algunas recomendaciones para distinguir si es algo normal o si hay que solucionarlo con un técnico.

¡Vamos allá! 

¿Por qué hace ruido mi nevera?

Una cosa está clara, el frigorífico pasa conectado las 24 horas del día a la fuente de alimentación durante todo el año sin descanso alguno, por lo tanto, es normal que emita sonidos.

Los ruidos pueden significar muchas cosas, ya sea porque forma parte de su actividad normal, o malo por el mal funcionamiento de una pieza, por eso, es importante aprender a diferenciar entre uno u otro para saber si la nevera se encuentra en óptimas condiciones o si hay que tomar decisiones al respecto.

¿Qué ruidos son normales en un frigorífico?

Primero vamos a hablar de los ruidos considerados como comunes o normales en los frigoríficos. Estos aparatos eléctricos por lo general siempre emiten sonidos debido a su composición, así que si, no hay que alarmarse si en algún momento se oye un tipo de ruido como:

Ruidos normales en un frigorífico

Ruido de chasquido

Si la nevera hace un ruido parecido a un chasquido, quiere decir que el termostato se apagó porque ha finalizado el ciclo que regula la temperatura. 

Neveras con alertas

Algunos modelos cuentan con alarmas incorporadas que indican el estado abierto de la puerta o si hay un aumento en la temperatura actual.

Diseño del frigorífico

Según el diseño interior del frigorífico y la circulación del aire, es probable que se escuche una especie de silbido. Es un ruido completamente normal. 

Sonido del motor

Un sonido clásico es el inicio del motor, indicando la puesta en marcha del núcleo de la nevera. De vez en cuando, el ruido puede venir de los propios ventiladores de evaporación los cuales suenan más que el motor.

Cambio de temperatura

El ciclo de refrigeración tiene cambios de temperatura, lo que provoca una dilatación en las paredes de la nevera y es comparable a unos golpes.

Sistema de refrigeración

Por otra parte, el fluido del sistema de refrigeración viaja por las tuberías, produciendo unos sonidos semejantes a las burbujas.

Es uno de los sonidos más comunes para este tipo de electrodoméstico y es muy normal escucharlo a menudo.

¿Qué ruidos no son normales en una nevera?

Vamos a ver la otra cara de la moneda. Analicemos esos ruidos que no son para nada normales en un frigorífico, ya que, básicamente estarían alertando sobre una posible avería que requiere de una atención, tanto por parte del usuario en los casos mas sencillos o que pueda requerir de una intervención más o menos urgente de un técnico

Es recomendable poner atención en los siguientes sonidos:

Avería compresor de la nevera

Compresor de la nevera

En el apartado de los ruidos de nevera considerados “normales”, comentamos que no era necesario preocuparse por el sonido del ventilador, sin embargo, si es muy persistente quiere decir que hay un fallo o avería en el compresor del frigorífico.

Bandeja de goteo

Se puede reconocer porque literalmente es como una sacudida en la parte posterior, específicamente por encima del motor. Es una señal clarísima de que la bandeja de goteo no está bien y necesita ser revisada.

Sonido interno

Hay ocasiones en las que el frigorífico hace un ruido discreto y, al fijarnos, nos damos cuenta que viene del interior de la nevera. 

En este caso, el problema está en las baldas o en la organización de los alimentos.

Nivelación incorrecta

La mala nivelación es una de las causantes del incómodo sonido de nuestra nevera. Asegúrese de que las patas de la nevera están bien alineadas para que la vibración en la zona baja desaparezca. 

Vibración no armónica

Con vibración armónica nos referimos a una emisión pareja, estos electrodomésticos suelen vibrar cuando inician su proceso. 

En este caso solo debemos estar pendientes si el sonido es fuerte, lo que supondría una mala instalación o un roce con alguna pared o mueble.

¿Cómo solucionar los ruidos de la nevera?

Desde casa tiene la oportunidad de resolver una serie de averías sonoras con solo unas herramientas básicas que se suelen tener en el hogar. Éstas son las recomendaciones en cuanto se escuche un ruido extraño en el frigorífico:

Ruidos en la nevera

Solución al ventilador muy ruidoso

Si el ventilador está generando mucho ruido es un indicativo de la falta de mantenimiento, producido por la acumulación de polvo o hielo. 

Simplemente se debe realizar una limpieza profunda. Si después, el ruido no ha cesado, lo aconsejable es substituirlo para que no termine dañando la nevera.

Solución a la bandeja de goteo

La bandeja de goteo emite sonidos incómodos cuando no se encuentra bien nivelada al suelo. Retírela y vuelva a introducirla.

Baldas interiores

Si el ruido en la nevera se produce debido a  las baldas interiores, compruebe que estén bien ajustadas y estables. 

Por otra parte, ordene los alimentos de tal forma que no estén en contacto directo con las paredes o con algunos de los compresores, para que no se confunda el ruido con las vibraciones naturales.

Patas no equilibradas

Se debe verificar la nivelación de las patas, ya que es otro elemento del ruido en la nevera, sobre todo, si el suelo no está bien alineado. Hay que adaptarlas para que una pata no se encuentre más elevada que la otra. 

Mala instalación del frigorífico

Cuando la instalación del electrodoméstico no es óptima porque choca contra una pared, mueble u otro objeto considerable, se debe apartar para que quede equilibrada.

Avería en el compresor

Reparar un compresor es un tema que precisa de experiencia, lo más recomendable y seguro, sería ponerse en contacto con un experto para que le ayude con este problema.

¿Necesita la ayuda de un equipo profesional? 

Sabemos que los ruidos en la nevera suponen una gran preocupación para nuestra clientela. Empezar a escuchar sonidos raros de la noche a la mañana, no es un comportamiento natural de este electrodoméstico.

Con todos estos consejos estamos seguros que podrán solucionar una gran mayoría de casos. Sin embargo, si tiene dudas o si cree que necesita la intervención de un profesional, siempre podrá contactarnos para la reparación de su frigorífico. Analizaremos la avería para darle la solución lo antes posible.

Esperamos que este artículo haya resuelto sus dudas.

¡Gracias por leernos!